Los hombres también lloran

Hace unos años estaba leyendo en mi cuarto cuando escuche las voces de niñas que no alcanzaban, supuse en ese momento, más de quince años. Al ver que no podría leer por la barahúnda que armaron las niñas decidí escuchar su conversación. Media hora después entendí que se habían reunido en el jardín comunal -al lado de mi ventana- para aconsejar a Camila sobre el trato que debía recibir David, su maldito novio. Ellas le decían que no debía aguantarse que la tratara como el trapo de bajar la olla, que él era un hijuep* que no la valoraba, que merecía que se le cayera el pipí (hasta allá llegaron las impúberes), etc. Los denuestos e improperios, que en principio atacaban al pobre David –me solidarice con el vejado-, se extendieron a todo el género, de tal suerte que los hombres, en concepto de las pre adolescentes, somos una caterva de malpar* que no merecemos el aire que respiramos. La lista de defectos concluyo con la siguiente sentencia: “los hombres, dijo una voz aflautada, no tienen corazón, por eso no sienten”. Esa fue la copa que derramo la copa: correi la cortina, abrí la ventana y les dije a las niñas: sí sentimos; es más, en ocasiones sentimos más que las mujeres. Las niñas me miraron con desprecio y se fueron sin decir una palabra.

El año pasado venía en un colectivo. En la silla del frente venían dos muchachas hablando sobre sus novios. La primera habló maravillas de su compañero; la otra, por el contrario, dijo que su novio era un Güev* que la tenía aburrida. Luego empezó a relatar la diversidad de hombres con los que le había puestos los cachos al pobre astado. La amiga, al concluir la ristra de aventuras, le pregunto con cara de asombro: ¿no te da embarrada con tu novio? ¿Embarrada? Le contesto la otra; ¿Por qué si los hombres no sienten? En ese momento me indigne y le dije, al igual que las niñas: los hombres sí sentimos, en ocasiones, incluso, más que ustedes. Las dos muchachas me miraron con cara de asombro; dieron media vuelta y siguieron hablando de temas más amables.

Anoche halle en 20 minutos el respaldo científico de mi afirmación: en una encuesta hecha a más de 70.000 hombres por AskMen.com , más del 75% de los hombres admitió haber llorado a causa de una mujer. ¡¿Cómo les queda el ojo?! Y eso no es todo: el 77% admite que busca novia con “madera de esposa” y el 69% asegura que nunca en engañaría a su novia.
Anoche mismo imprimí la noticia y la llevo conmigo en la maleta para demostrarles a las mujeres que usan este argumento (o pretexto) que los hombres lloramos, al igual que ellas, por la traición o por el abandono.

Anuncios

5 comentarios

Archivado bajo comentario, General, mujeres

5 Respuestas a “Los hombres también lloran

  1. Pingback: Más cifras « Con Vocación de Espina

  2. maga

    Si, los hombres lloran… lo he visto con mis ojos. Pero el corazón se me endurece más, porque la sensación de mujer poderosa es superior. Lo que me debilida ante ellos es que sean francos y sinceros, eso hace un choque superior a una lágrima, tal vez porque a mi padre solo lo he visto llorar cuando está ebrio y sólo para decirme todo lo que lo he hecho sufrir… que deje de ser tan h*..n porque yo no le pedí que me trajera a este mundo!!!
    Para eso hubiera obligado a mi madre me hubiera abortado, pero ella si tenía cojones y dijo que no.

  3. Diego Niño

    Maga; la franqueza es fuerte como el hierro. Lo curioso es que las personas creen que ser sincero los pone en desventaja frente a los demás o que los otros se aprovecharán de la confianza dada.

    Un abrazo

  4. Maga

    Estaba pensando que somos como los huevecillos que las aves colocan en las copas de los árboles. Tal vez somos tan frágiles porque sabemos en lo más profundo que esa debilidad nos hará volar más lejos y con mayor fiereza.

  5. Diego Niño

    En la fragilidad está, justamente, la fuerza: ¿has intentado romper un huevo haciendo presión en los polos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s